Wednesday, 22 April 2015

¡HARTAZGO!

¡HARTAZGO!

¿A quién sirve el gobierno en Guatemala? ¿Se está convirtiendo el gobierno en una dictadura de facto?

(Publicado en Prensa Libre el 25 de septiembre del 2014)

Una semana basta para evidenciar los abusos de poder por parte de funcionarios públicos, tales como el descaro de realizar actos relacionados con proselitismo irrespetando la ley electoral vigente, la corruptela y las redes delincuenciales ligadas a funcionarios públicos; la agresión a periodistas de elPeriodico, el uso de la fuerza en contra de la ciudadanía en Sacatepéquez y las infames declaraciones de la Vicepresidenta viéndole al pueblo la cara de tontos son ejemplos de un gobierno que no respeta a la ciudadanía ni a la institucionalidad Democrática.  

Los peores enemigos de un gobierno con aspiraciones totalitaristas o, sin ir muy lejos, que no comparta el principio democrático del origen del poder ciudadano, son la prensa independiente, los formadores de opinión independientes y el periodismo investigativo serio que evidencie corrupción y abusos pero sobre todo, un pueblo harto. En Guatemala se han dado una serie de eventos, que más que avergonzar a quienes hoy poseen el poder político, debiera preocuparle a usted. Lo que sucede en el ámbito gubernamental no es ajeno ni trivial, como para limitarse a reir, encogerse de hombros o resignarse y esperar… perpetuando la actitud conformista de “a ver qué pasa”.

No ha sido gratis que en Guatemala exista el derecho a expresarse, el derecho a disentir y el derecho a fiscalizar la autoridad delegada en funcionarios. Ni somos lacayos, ni somos esclavos. Somos ciudadanos, Joder!

El Gobierno muestra que a estas alturas trabaja exclusivamente para sus financistas y con el objetivo de fortalecer su partido político y su (discrecionalmente impuesto) candidato presidencial. Más que acomodarnos en la indiferencia, qué tal empezar a hacer que las cosas sucedan? ¿Sabe cómo se construye la historia en un contexto democrático? Participando. Asignando un poco del tiempo personal en algo más allá que las tareas diarias. Seguramente usted que lee esta columna es de esa población privilegiada, que tiene la oportunidad y libertad de usar un poco de su tiempo para manifestar su hartazgo (desde las cómodas redes sociales hasta levantarse del escritorio, como sugiereFelix Alvarado). 

Unirse a ese clamor que viene gestándose en cada Guatemalteco desde hace mucho tiempo: Hartos y hartas del abuso a la libertad de prensa, Hartos y hartas del irrespeto a las leyes, hartos y hartas de la represión, hartos y hartas del abuso de poder, hartos y hartas de la corrupción y tráfico de influencias, hartos y hartas de la violencia, hartos y hartas de que ninguna propuesta política presente cambios de fondo para corregir el rumbo del país. Hartos y hartas de ministros mediocres, no aptos para su puesto y/o con oscuras relaciones de poder. Hartos y Hartas de que insulten nuestra inteligencia.


Algunos acostumbramos dar “me gusta” o reenviar artículos como éste en redes sociales y luego esperar a que la realidad nos alcance. ¿Qué tal si somos artífices de una nueva realidad? Lo peor que podemos hacer es seguir con la indiferencia, no hacer nada y esperar a que pase algo. Yo le invito, sin embargo, a que utilicemos dos valiosas herramientas gratuitas que poseemos; que son genuinas y sobre todo muy poderosas siempre y cuando haya unidad: la primera es reconocer el poder que la democracia nos da a cada ciudadano, la segunda, el derecho a expresar libremente lo que pensamos y sentimos. Usted de que esta harto/a? Vienen tiempos de cambio. 

Friday, 17 April 2015

De Libertarios y CICIG

De Libertarios y CICIG

Resulta que en Guatemala existe un pequeño grupo de personas, autodenominados libertarios, que coluden en un Cártel unificando su discurso frente a sus diferentes círculos de influencia.
Así las cosas, el Cartel Libertario no representa la voz de la mayoría de la población pero por tener un discurso homogéneo y una agenda acorde a intereses del grupo que les patrocina, constituyen una voz fuerte en la opinión pública.

El último escándalo evidencia aún más que el cartel libertario no representa a las voces de la mayoría de guatemaltecos.

Veamos: Según encuestas y reportajes, la mayoría de guatemaltecos ha expresado públicamente su apoyo a la justicia, al Estado de Derecho y al saneamiento del sistema a través del acompañamiento de la CICIG[i].  (La hora, feb2015)

Sin embargo, los mensajes por redes sociales y columnas de opinión del cartel libertario ha sido sistemáticamente un ataque contra tal instancia llegando al colmo de intentar “jalar agua para su molino”, desvirtuando el desmantelamiento de la red de corrupción en el sistema aduanal hasta la más alta jerarquía (el secretario privado de la vicepresidenta presuntamente involucrado) e insultando la inteligencia de la ciudadanía guatemalteca al decir que esta captura es solo una estrategia de mercadotecnia de la CICIG. CICIG estaría usando esos casos para garantizar su permanencia.” E. Zapeta, SXXI, “Que conveniente que la CICIG descubrió red criminal” o que “Los impuestos de por sí son robo”, tuits de Luisfi yNuestro rechazo a CICIG con este caso que está siendo usado como propaganda para renovar su corrupto e inoperante [SIC] mandato” en el muro de FB de G. Fratti.

El infame y falaz argumento libertario de apelar a la soberanía y de que “no necesitamos a extranjeros diciéndonos como actuar” es de por si vergonzoso, pues en todo caso, para ser consistente, debiera ir en el mismo tono hacia la inversión extranjera: "no necesitamos extranjeros explotando nuestros subsuelos"; Hacia la presencia de profesores universitarios o investigadores foráneos: "no necesitamos extranjeros que nos digan cómo fue la historia del país", o llegando al extremo: de ideas extrajeras "no necesitamos filósofas extranjeras diciéndonos cómo pensar". 

Absurdo, ¿no? Más aun, el discurso de la soberanía se queda corto cuando la CICIG ha evidenciado que las redes de corrupción están enraizadas endógenamente desde las más altas esferas de poder, lo que le da precisamente validez al origen de su mandato en el País.

Al final del día, tanto este tema como muchos otros han sido tergiversados, manipulados y sobre todo dominados en distintos medios de comunicación, universidades y centros de activismo político/social por el cartel libertario

La realidad es que la división del discurso mediático no es tanto entre izquierdas y derechas, sino más bien entre el cartel de libertarios, que son una pequeña minoría versus el resto del país, que evidentemente somos más.

Thursday, 9 April 2015

Voces circunstanciales

Voces circunstanciales
Esos pequeños personajes que todos llevamos dentro y que nos hablan al oído constantemente…
El pequeño capitalista que todos llevamos dentro nos dice que ahorremos para algún dia poner nuestro propio negocio y hacernos millonarios. El pequeño socialista que llevamos dentro nos hace reflexionar sobre la pobreza de otros, buscar formas para erradicarla y mejorar la calidad de vida de todos/as. 
El pequeño Marx que todos llevamos dentro nos dice que si no somos ultra millonarios debemos unirnos para cambiar las cosas en el país, mientras la pequeña Ayn Rand que llevamos dentro nos limita a darle limosna a la niña en la esquina pues  no debemos fomentar parásitos. El pequeño Mussolini que llevamos dentro nos dice que apoyemos eso de que “en Guatemala no hubo genocidio” y la pequeña madre Teresa nos hace voluntarear en “un techo para mi país”.  
El pequeño Ubico que llevamos dentro nos dice que a los ladrones hay que cortarles la mano y a los criminales borrarlos del mapa y el pequeño Che que todos llevamos dentro nos hace ponernos en los pies descalzos de muchos que hoy manifiestan por sus derechos.
El pequeño Muso Ayau que todos llevamos dentro hace que busquemos facturas a ultima hora y evitemos a toda costa pagar impuestos cuando toca hacer la declaración. Mejor si podemos jugarle la vuelta al sistema e inscribir nuestra empresa bajo el régimen de maquila.
El pequeño Efraín Recinos nos hace pintar y expresarnos a través del arte… aunque nadie lo admire ni lo respete después.  El pequeño Deepak Chopra nos hace darle consejos de vida a nuestras amistades tribuladas (y si podemos sacarle partido, sale ese pequeño Kash luna que llevamos dentro para cobrar luego el favor). El pequeño Arjona hace que nos sintamos orgullosos de ser chapines y pidamos una Pepsi aunque sepamos que no es saludable.  
Al final del dia, las cosas y personas no son únicamente blancas o negras, rojos o cremas, comunistas o capitalistas…hay tonos de grises, sociedades complejas y más camisolas e incluso mas deportes y actividades que el futbol dominguero. Esas voces que constantemente nos hablan al oído en gran medida determinan nuestras acciones: Nos hacen ser capitalistas en un momento del dia y socialistas en otro; religiosos en ciertas circunstancias pero ateos en otras. El tema es: a cual le subimos mas volumen, a cual les conviene “a algunos” que le subamos mas volumen y a cual silenciamos consciente o inconscientemente? No será mejor escucharlas a todas sin prejuicios y empezar a sacar conclusiones individuales, personales, inteligentes y soberanas mas balanceadas y menos binarias?  Al final del dia todos somos socialistoides al vivir en un condominio donde pagamos colectivamente el mantenimiento y compartimos el área verde y todos somos capitalistoides al comprar y vender cosas.

No será mejor leer más, comprender más de la historia y entender porque estamos como estamos, dejar de saturarnos de propaganda a favor de intereses económicos y cultivar un poco mas la intelectualidad y el pensamiento crítico? Quizás escuchar más a ese pequeño Einstein, ese Sagan y esa Juana de Arco que todos/as llevamos dentro? Talvez buscar subirle mas volumen a lo que no se oye en la radio ni en la tele? Si podemos! El tono cursi motivacional de esta columna es porque se me salio el pequeño Coelho, si, que todos llevamos dentro.

Wednesday, 8 April 2015

¿Valio la pena la Paz?

¿Valio la pena la Paz?

El cubano promedio no entra a hoteles porque no puede. El guatemalteco promedio tampoco, porque no tiene

Curiosamente existen algunas similitudes y diferencias entre Cuba (CU) y Guatemala (GT) que hoy presento como ejercicio de reflexión sin apasionamientos ideológicos.

Cuba y Guatemala se encuentran en una posición comercial y políticamente geoestratégica. Ambos fueron conquistados por los españoles y el idioma oficial es Español. Cuba tiene 110,860kms2. Guatemala 108,899kms2. En Cuba viven 12 millones; en Guatemala, 16. En Cuba, el crecimiento poblacional anual es de 0.2% y en Guatemala de 2%. ¿Que en Cuba emigran para los EUA para buscar libertad? En Guatemala también, para buscar desarrollo humano.

La esperanza de vida promedio en Cuba es de 79 años. En Guatemala de 71. El promedio de escolaridad de los-as Cubanos es de 10 años, en Guatemala 4 de primaria. En Cuba el ingreso Per capita es de $5,539 en GT $4,235, aunque en Cuba todos, a excepción del dictador, ganan mas o menos lo mismo, y en Guatemala 6 de cada 10 viven debajo de la linea de pobreza. Cuba se encuentra en el puesto 59 de 187 países del Índice de Desarrollo Humano que considera a la salud, la educación y los ingresos de las personas. Guatemala en el 133. 

Cuba es el único país Latinoamericano libre de desnutrición infantil. Guatemala ocupa el primer lugar. Sin embargo, Guatemala esta en el puesto 82 de 179 en Libertad Económica y Cuba en el antepenúltimo. Cuba restringe libertades individuales debido a la dictadura. En Guatemala se impone Estado de Sitio selectivo y/o se da de facto por la delincuencia. La gente no sale por miedo. Para algunos cubanos la revolución significó perder riqueza y prerrogativas de poder económico y político concentrado. Para otro grupo, el que mantiene el poder, significó obtenerlas. Para el resto, las consecuencias de la revolución, -a pesar o a propósito de- la dictadura, significó una perdida de libertades políticas pero mejoría en otros aspectos de vida (indicadores de desarrollo social y humano) comparados con lo que les podía esperar si el status quo del régimen de Batista se hubiera mantenido. Basta ver a Guatemala hoy para comparar en retrospectiva: Bienestar material para algunos, pobreza para la mayoría: subdesarrollo para todos.

Cada quien tiene argumentos y convicciones personales sobre el Régimen Cubano y el sistema político en Guatemala. Sin embargo, dejando por un lado juicios de valor absolutistas, vale la pena evaluar las realidades, los datos y quiénes, al final, se benefician y quiénes se perjudican de ambas realidades en Guatemala y en Cuba. Limitar por decreto libertades individuales (no salir del país o no poder emprender un proyecto de vida personal) son altos costos para el individuo. Pero la libertad también es violada y limitada en una economía dominada por el poder concentrado, como en Guatemala.

Hoy, ponderando los resultados de un proceso histórico divergente entre Guatemala y Cuba con sus similitudes, cabe preguntarse si tanta masacre a personas inocentes, a niños, a mujeres y ancianos que se realizo durante el conflicto armado interno en nombre de la “Democracia”, del “anticomunismo”, la “libertad” y prevenir que “Guatemala se convirtiera en otra Cuba”, valió al final la pena. También si los luchadores que cometieron también atrocidades y crímenes en nombre de la "revolución" consiguieron lo que buscaban después de todo.

O mas aun, si valió la pena esa Paz que ignora los problemas de fondo. La respuesta depende mucho del peldaño en la escala socioeconómica en que se encuentre quien la responda y se correlaciona con la cantidad de recursos y poder concentrados como consecuencia de la historia reciente. 

¿Cual es SU respuesta?

Saturday, 4 April 2015

G U A T E - M O R F O S I S


G U A T E - M O R F O S I S

Hay un cambio esperando por nosotros, y este cambio solo empieza si vos cambias. (R. Arjona)

En diciembre del 2010 se publicó en un prensa nacional que la empresa de bebidas carbonatadas Cabcorp, que acapara mas del 41% del mercado en Guatemala, cerrará el año con un crecimiento del 7% en sus ventas y un incremento de sus utilidades del 9%. El crecimiento anual de bebidas carbonatadas está esperado en un 6% en el 2011, o sea mas que la tasa de crecimiento poblacional. 

Cómo se logra eso? Penetrando mas en el mercado. Al final de cuentas Pepsi, al mejor estilo de cualquier gobierno populista o campaña política regala pelotas de fut, patrocina artistas, paga eventos deportivos y musicales para la juventud y la niñez, elude impuestos al reportar dichos regalos como parte de su estrategia de RSE y promoción y publicidad, pero sobre todo, penetra en el mercado. Sin embargo, cabe evaluar un poco más a fondo qué significa el consumo de bebidas carbonatadas, y otras comidas chatarra en función de su valor nutritivo y el impacto a la salud de las futuras generaciones y del futuro de Guatemala, ese país que Arjona nos recuerda en la distancia.

A diferencia de la creencia popular, la obesidad es un reflejo de malnutrición en los niños. En México, por ejemplo, más del 60% de los niños y jóvenes que viven en las delegaciones mas pobres se alimentan de “comida chatarra”, lo cual provoca obesidad, según revelan estudios de la UACM[1]. Quienes padecen mas de obesidad en México y EUA son las familias de ingresos bajos. Para comprender el fenómeno de obesidad y desnutrición en esos estratos de bajos ingresos se puede acudir a los determinantes de la demanda. El principal determinante de lo que las personas consumen es el nivel de ingresos disponibles de las personas. Paradójicamente la comida más saludable es la más cara y viceversa.

“No es que la gente no sepa qué comer, el problema es que no tiene para hacerlo bien. Su poder adquisitivo hace que no pueda acceder a verduras o frutas, sino que lo más cercano son galletas y azúcares”. (dice el Investigador de la UACM)

¿Cual es el valor nutricional de una Pepsi cola? Según las etiquetas aprobadas por la FDA, una lata de 8oz de cola contiene el equivalente a 100 calorías, 0.27 gramos de sodio y 27 gramos de azúcar. Esto equivale a 20 minutos de ejercicio aeróbico o 7 cucharadas de azúcar respectivamente.
Más calorías no significan mejor salud. Según estudio de la Universidad de Miami la ingesta de bebidas gaseosas aumenta el riesgo de padecer hipertensión arterial. Más aún, el estudio determina que las bebidas dietéticas aumentan el riesgo de sufrir problemas cerebro-vasculares. (PL 4.oct.2011). Aún mas preocupante es la reciente publicación sobre la correlación entre los colorantes de las colas de color marrón y algunos tipos de cancer, como el de prostata[2].

Por otro lado, Frito Lay (perteneciente a PepsiCo) estima que se consumen alrededor de 336 millones unidades de Tortrix en un año en Guatemala. (elperiodico 13 ago 2011) Una bolsa de Tortrix de 38gms contiene aprox 250 calorías -es decir, el equivalente a una hora de caminata enérgica-, sin muchos más nutrientes adicionales.

El problema surge cuando la comida chatarra es más accesible a las personas de más bajos ingresos y se percibe como un alimento primordial, por razones de percepción o razones económicas. En febrero de 2012, en Guatemala, el precio de una Pepsi en lata (Q.4.00) y una bolsa de tortillitas fritas (Q1.00) cuestan en total Q5.00, mientras que una manzana (2.00) y medio litro de leche (por no encontrarse en otra presentación de menor cantidad) (Q6.50), suman Q8.50.

Tanto la manzana como la leche representan más beneficios nutricionales que las comidas y bebidas chatarra.

Un vaso de 240 ml de leche fluida de vaca aporta el 23% de las recomendaciones dietéticas diarias de calcio para un adulto mayor. Además la leche concentra vitamina D. Tomar leche facilita que en una misma porción de alimento la persona reciba varios nutrientes a la vez[3]. Un niño en edad escolar que tome medio litro de leche al día, ingiere cerca de la mitad de las proteínas necesarias y más del 80 % del calcio y de vitamina B2. Por otro lado, una manzana proporciona 95 calorías, fibra, proteína, vitaminas A y C, calcio y hierro juntos.

En el mercado, se busca competir por más consumidores. Los enemigos de las aguas gaseosas son los jugos naturales, la leche o cualquier otra bebida, nutritiva o no, que pueda amenazar el consumo de la bebida carbonatada.

De hecho, mientras menos productos substitutos el consumidor perciba, mas garantía de mantener a un mercado cautivo. El ideal sería crear consumidores adictos a una marca o producto. Según el Centro para el control de enfermedades (CDC), en EUA más del 50% de la población mayor de 2 años son adictos a las colas[4].

Y volviendo al tema de la Pepsi en Guatemala. Pablito y Anita no compran bebidas gaseosas, galletas y papas fritas embolsadas por su valor nutritivo necesariamente sino por su accesibilidad: Además de su bajo precio, es más accesible en la tienda de don Beto comprar esos productos que otros más nutritivos. La otra razón de preferencia es por lo que en mercadeo se llama compra impulsiva[5], es decir que el proceso de decisión de compra no conlleva mucho razonamiento y es allí donde la publicidad tiene mayor impacto. Los productores gastan mucho más en publicidad que en hacer sus productos más nutritivos, menos contaminantes o de mejor calidad. Si la publicidad no influyera en la decisón de compra nadie invertiría millones de dólares en campañas publicitarias, pelotas de fútbol, en anuncios radiales y televisivos, conciertos en la playa o en comprar las almas de artistas y hacer extraordinariamente bellos spots musicales con objetivos puramente comerciales y de marketing.

¿Hasta donde es eso libertad de elegir de parte del consumidor? ¿Está eligiendo porque conoce o porque el ethos ha sido secuestrado por pocas empresas que gastan millones en crear una cultura de consumo hacia una determinada marca y hacia un determinado producto?

Más aún, los refrigeradores que las distribuidoras de aguas gaseosas prestan o alquilan a don Beto, el tendero de la esquina, que menciona Arjona, no pueden ser utilizados para guardar otro producto que no sea de esa embotelladora. Es decir, ni leche, ni carne, ni pescado, ni ningún otro alimento más nutritivo, más importante en la escala  nutricional de los niños que el agua gaseosa. ¿Puede don Beto decidir qué vender en su tienda?, es una libertad amarrada, relativa, condicionada. ¿Es esa la libertad que tanto se pregona en algunos circulos que concentran el poder económico en el país?

Esos oceanos y esos lagos que se refiere Arjona y que no se ven por las vallas promocionales que reclaman el territorio “a la tortrix”, o que cuando se ven, están sobre-contaminados con botellas plasticas, latas, bolsitas de papitas fritas y chips, también son parte del paisaje de Guatemala en playas, lagos, bosques, rios...

Según una tesis de Mercadeo Cum Laude (sic) de la Universidad Francisco Marroquín, firmada por Jose Raúl Gonzales, Decano de economía esa casa de estudios, casualmente el mismo Homo Economicus que escribe en este diario y VP financiero de la Pepsi, “las bebidas gaseosas compiten directamente con jugos, frescos y demás bebidas”. Las marcas que tienen mayor penetración en el mercado son Pepsi y coca y son esas las que más toman en casa (28%) y en fiestas (52%).

Dice la Licenciada Portocarrero que “es muy común que el niño de entre 5 a 10 años se encuentre mas enterado que sus padres sobre las marcas y la propaganda de los productos ya que por naturaleza ellos tienen sus mentes abiertas a nuevos productos…”(Portocarrero, 2000)
Otra tesis de la misma universidad  sugiere que “si se logra que un niño crezca con una marca, en el futuro se obtiene (sic) a un adulto leal…” (Bermejo, 1994).  

“Cuando estés tentado a fallarle a Guatemala, pensá que es tuya y que es fallarte a vos mismo.” Talvez esa frase debiera ser escuchada y aplicada como verbo y no sustantivo por el ex-vicepresidente financiero de Pepsicola en Guatemala, profesor de la universidad libertaria y ex-columnista de prensa, que ha declarado en sus columnas de opinion que no debemos pagar más impuestos y que el Gobierno debiera congelar sus gastos entre otras opiniones. (PL feb 2012 )
Hoy es personero ejecutivo de una empresa con poder monopolico en Guatemala.. que contradice su ideología pro libre-mercado (libertaria).
La realidad de Guatemala es que el Gobierno no tiene suficiente dinero para atender los urgentes problemas de seguridad, de delincuencia, de educación, de salud y de nutrición. Solo el plan piloto de la súper tortilla costaría Q20 millones, y el programa hambre cero Q2 mil millones! De donde sacamos la plata para atender a esos niños que necesitan más pan que circo? ¿Qué volcán subimos? ¿A qué cantante llamamos para que nos levante los ánimos y nos distraiga? !Guatemorfosis! !Despertemos! Conozcamos y analicemos. 

Parafraseando a R. Arjona; “yo también quiero cambiar para que cambie lo que no quiero” y cambiar a mi país también implica cumplir, darle la mano a quien más necesita sin alardear de ello, o eludir impuestos con lindas campañas mediáticas que mas que resolver los problemas divierten a la ciudadanía y mantienen a los mercados en creciente concentración. Hoy por hoy, abrir los ojos de otros, escribiendo con honesta brutalidad, o sencillamente cuestionando a quienes nos quieren dar atol, (o talvez Pepsi), con el dedo es mi forma de hacerlo.
There was an error in this gadget